jueves, 5 de diciembre de 2013

Marty Friedman editará en 2014 el álbum “Inferno”, en su vuelta a los sonidos pesados



Marty Friedman, ese guitarrista que demostraba su talento a los 23 años en Cacophony junto al virtuoso Jason Becker a mediado de los ochentas, una banda que terminó siendo de culto, y con sólo dos discos editados que le sirvió de trampolín al reconocimiento de la prensa y los fans.

Es el mismo que grabó con Megadeth esa obra maestra del Thrash Metal llamada “Rust In Peace” y que conformó la alineación más añorada, venerada y querida que reunió Dave Mustaine.

Es ese músico que se alejó de la banda del colorado para poder emanciparse hacia otros lugares sonoros y geográficos (radicándose en Japón donde conduce dos programa de televisión) para tener una relación en solitario con la música. Y es bajo ese aspecto que lanzará en los primeros meses de 2014 el álbum “Inferno”.

Material de estudio que encuentra nuevamente al guitarrista creando e interpretando sonidos pesados. Él explicaba así este regreso al tipo de composición que lo hizo famoso:
“Inferno es el álbum que los fans de Megadeth Y Cacophony siempre quisieron que hiciera. Finalmente lo hice, pero en mis propios términos maniáticos”.

Con esas palabras dejaba más que claro cual es el fundamento, en rebeldía, de dicha metanoia artística que terminó registrada en el disco y del que dio un sucinto avance que los dejará con ganas de más.

Aunque aclaró a Guitar World que el material no se parece a sus ex bandas: "Definitivamente no suena como aquello, aunque sólo sea porque mi forma de tocar tiene miles de veces más riqueza y profundidad e intensidad que lo que era capaz de hacer con las morcillas que tenía entonces. De verdad, no puedo ni escuchar mucho de mi antiguo material. Algunas de las ideas eran buenas, pero la ejecución era absolutamente inaceptable”.

Presten atención a los invitados que participan en el material: Alexi Laiho (Children of Bodom), Dave Davidson (Revocation), el tándem de flamenco-metal acústico Rodrigo y Gabriela, y hasta Jason Becker.
Marty Friedman, pequeña muestra de “Inferno”

No hay comentarios.: